¿Cuantas veces te ha salido una pregunta en el Trivial sobre el estilo arquitectónico de un edificio? o ¿Cuantas veces has pasado delante de una catedral y te lo has inventado para parecer interesante?

Hoy en Racional Home, con la colaboración de momondo, queremos darte unos consejos básicos para diferenciar los estilos arquitectónicos.

Griego Clásico
Para identificar el estilo griego es muy simple, el uso de columnas y capiteles (Pieza decorada con diferentes molduras que corona el fuste de una columna) era algo habitual. Les encanta la piedra caliza y el mármol.

Romano Clásico
Usaban las piedras en todas sus construcciones, uno de sus puntos fuertes eran las cúpulas

Románico
Se trata de un estilo mucho más simple. Arcos circulares, enormes muros, bóvedas de arista, torres y sucesión de arcos durante largos pasillos.

Gótico
En muchos estilos, a lo largo de la historia, la religión ha tenido una gran influencia. El estilo gótico se plasmaba arcos apuntados, chapiteles y tallados con motivos religiosos.

Renacimiento
La simetría es la clave del renacimiento. Cúpulas clásicas y arcos de medio punto que sustituyen al estilo gótico de la edad media.

Barroco
Comienza la época de la ostentación y el derroche como característica. Edificios mucho más expresivos y con colores vivos.

Rococó
Un estilo nacido en Francia. Colores suaves y formas curvas. La asimetría, la forma curva y los diseños elaborados eran algunas de sus características.

Neoclásico
Vuelta a la simplicidad, líneas limpias, edificios grandes, enormes columnas y un estilo mucho más racionalista.

Modernismo
El modernismo surgió con una época de prosperidad en la sociedad y con ello, una reivindicación artística. Vuelve una época mucho más romántica.

Art Decó
Es un estilo propio que se basa principalmente en la geometría del cubo, esferas, líneas rectas e imprescindibles zigzags en la construcción.

Movimiento Modernos
Es uno de los estilos más influyentes del pasado siglo. Formas cilíndricas y cúbicas, techos planos, ventanales y formas asimétricas.

Brutalismo
Es un estilo alineado, pero atractivo. Sus características son enormes edificios de hormigón con estilo geométrico y monolítico.

High-Tech o Tardomodernismo
Lo identificas fijándote en el esqueleto del edificio. Uso de acero y hormigón tanto en el interior como en el exterior.

Posmodernismo
Un estilo de arquitectura y diseño muy característico por las formas decorativas y orgánicas. Surge, como no, para oponerse al estilo rígido del modernismo

Neofuturismo
Se usan nuevos materiales para introducirnos a una nueva realidad con el fin de buscar soluciones ecosostenibles que respondan a los desafíos medioombientales actuales. Un ejemplo sería este en nuestra querida Valencia.

Decontructivismo
Todo lo abstracto entra en este tipo de estructuras. No busca complementar el entorno que le rodea sino romper con el. Se apuesta por la irregularidad y la asimetría total.

Racionalismo
Por último, y como bonus plus, incorporamos el Racionalismo, que es el estilo que usamos en Racional Home en todas nuestras reformas.

Las características de las construcciones racionalistas son:

◾️Preponderancia de los conceptos de estructura y función.
◽️Inclinación y gusto por el uso de las formas geométricas simples y con criterios ortogonales
◾️Empleo del color y del detalle constructivo en lugar de la decoración sobrepuesta y gratuita
◽️Concepción dinámica del espacio arquitectónico
◾️El uso de materiales de nuevo tipo como el acero, el hormigón y el vidrio.


Autor
Salvador Parrilla
Compartir en: